logoIntroduzca su email y recibirá un mensaje de recuperación de su contraseña






                    




articulo

Belleza provocadora

Cinto Busquet

«La sola existencia de este templo es una presencia de lo sagrado, de lo trascendente, en definitiva, de Dios». Entrevista a Mons. Martínez Sistach, cardenal de Barcelona.
Santiago de Compostela y Barcelona son las dos etapas del viaje de Benedicto XVI a primeros de noviembre. Hablamos con el cardenal de Barcelona, Mons. Lluís Martínez Sistach, sobre el significado de esta visita pastoral que gira en torno al templo de la Sagrada Familia. –¿Cuál le parece la principal razón para que el Papa haya aceptado venir a Barcelona a consagrar el templo de la Sagrada Familia? ¿Qué aporta su visita a la Iglesia catalana? –El Santo Padre, Benedicto XVI, ha entendido muy bien la significación de la Sagrada Familia. Este templo sobresale en medio de la cosmopolita ciudad de Barcelona, y sus torres, que serán dieciocho, son visibles desde los cuatro puntos de la ciudad. El Papa ha captado muy bien la concepción teológico-litúrgica que tenía el arquitecto Antoni Gaudí de lo que ha de ser una iglesia dedicada al culto, sobre todo a la celebración de la eucaristía, y lo plasmó en la Basílica de la Sagrada Familia. El Santo Padre aceptó la invitación por su afecto a la Iglesia de Barcelona y a las diócesis de Cataluña. Esta solicitud apostólica es motivo de agradecimiento por parte de todos nosotros, por eso hemos preparado siete catequesis: tres sobre el ministerio de Pedro, dos sobre el arquitecto genial y cristiano ejemplar Antoni Gaudí y dos sobre el templo de la Sagrada Familia.

Leer más



Política protección de datos
Aviso legal
Mapa de la Web
Política de cookies
@2016 Editorial Ciudad Nueva. Todos los derechos reservados
CONTACTO

DÓNDE ESTAMOS

facebook twitter instagram youtube
OTRAS REVISTAS
Ciutat Nuova
Unidad y Carismas