Apreciados lectores, clientes, amigos: cumpliendo con todas las recomendaciones y obligaciones marcadas por nuestras autoridades podemos, con todo, seguir manteniendo el servicio de venta ON LINE y envío de libros. Podría haber alguna demora respecto a los tiempos de entrega habituales pero por nuestra parte seguimos OPERATIVOS.

Estaremos disponibles para cualquier incidencia bajo la modalidad del teletrabajo, vía telefónica (horario especial de 9 a 13h), email o a través de nuestras redes sociales, para cualquier consulta que necesitéis resolver. Asimismo, os confirmamos que nuestro almacén se encuentra en funcionamiento y que, por tanto, será posible continuar con los envíos. Con estas medidas preventivas buscaremos seguir prestando nuestros servicios a nuestros clientes de la mejor manera posible.

Muchas gracias

Editorial Ciudad Nueva
logoIntroduzca su email y recibirá un mensaje de recuperación de su contraseña






                    




articulo

El Estado homicida

Antonio Mara Baggio

Durante las sesiones de la 62 Asamblea General de la ONU, un total de 193 pases expusieron sus puntos de vista sobre distintos temas. Nuestro ministro de Exteriores, Miguel Angel Moratinos, hizo un llamamiento para establecer una moratoria universal sobre las ejecuciones. Los progresos en la adhesin a la moratoria, dijo Moratinos, se deben en gran medida al impulso pionero de la sociedad civil, cuyo activismo es imprescindible aadi para sacudir las conciencias de los Estados y para mantener la lucha contra la pena de muerte en la agenda internacional. En estas pginas, una interesante reflexin sobre el tema.
En esa cabeza separada de su cuerpo, los ojos estn inmviles, con las pupilas dilatadas, pero por suerte no miran y no presentan ninguna anomala ni opalescencia cadavrica, ya no se mueven. Su transparencia es viva, pero su fijacin es mortal. Todo puede durar varios minutos, incluso horas en los sujetos sanos; la muerte no es inmediata... Los elementos vitales sobreviven a la decapitacin. sta es la nica impresin que saca un mdico tras esa horrible experiencia: una viviseccin homicida seguida de un funeral prematuro. Este fragmento, sacado de una conferencia de los doctores Piedelivre y Fournier en la Academia de Medicina en 1956, motiv a Albert Camus en su campaa contra la pena de muerte en Francia.

Leer ms



Poltica proteccin de datos
Aviso legal
Mapa de la Web
Política de cookies
@2016 Editorial Ciudad Nueva. Todos los derechos reservados

ENLACES DE INTERS


Movimiento de los focolares

Ciutat Nuova

Economa de comunin

Red Sophia

Fundacin Igino Giordani
   

CONTACTO

DNDE ESTAMOS