Apreciados lectores, clientes, amigos: cumpliendo con todas las recomendaciones y obligaciones marcadas por nuestras autoridades podemos, con todo, seguir manteniendo el servicio de venta ON LINE y envío de libros. Podría haber alguna demora respecto a los tiempos de entrega habituales pero por nuestra parte seguimos OPERATIVOS.

Estaremos disponibles para cualquier incidencia bajo la modalidad del teletrabajo, vía telefónica (horario especial de 9 a 13h), email o a través de nuestras redes sociales, para cualquier consulta que necesitéis resolver. Asimismo, os confirmamos que nuestro almacén se encuentra en funcionamiento y que, por tanto, será posible continuar con los envíos. Con estas medidas preventivas buscaremos seguir prestando nuestros servicios a nuestros clientes de la mejor manera posible.

Muchas gracias

Editorial Ciudad Nueva
logoIntroduzca su email y recibirá un mensaje de recuperación de su contraseña






                    




articulo

Pensamiento de la unidad/9: Conocimiento y comunión

Pascual Foresi

La verdad del ser: el conocimiento intersubjetivo. Una nueva fase en la historia del reflexionar humano.
Cuando decimos «cuanto más unido espiritualmente a los demás se está, tanto más se conoce», hacemos explícita una verdad implícita en la constitución misma de nuestro ser y de nuestro conocimiento. La verdad del ser se encuentra precisamente en la relación entre el ser-en-existencia-con-los-demás y el autoconocerse de ser-en-existencia-con-los-demás. Si el conocimiento en comunidad puede llegar a ser, y lo es, un verdadero conocimiento de lo real y no un conocimiento abstracto, es precisamente porque estamos inseparablemente unidos, aunque no seamos conscientes de ello. Éste es nuestro ser, nuestra existencia. Por eso cuanto más existencia-con-los-demás, don-a-los-demás sea mi existencia, tanto más conozco. Cuanto más unido esté existencialmente a los demás, cuanto más “humanidad” soy, tanto más conozco. Aunque el conocimiento intersubjetivo es un acto innato, también hay que conquistarlo. Cuanto más “explícitamente” se base nuestro conocimiento en la comunión, tanto más llegará a ser conocimiento verdadero, porque nos ponemos en las mejores condiciones para alcanzar la realidad y conocerla tal como es. No podríamos conocer sólo por nosotros mismos ni aunque nos lo propusiéramos. Y cuando pretendemos hacerlo, nos limitamos a un pseudo-conocimiento, porque nos estamos quedando fuera de la realidad, de la verdad, del ser. Conocemos mejor y expresamos mejor nuestro conocimiento cuanto más verdadero es el diálogo, la comunión, la relación de amor con otras personas. Y cuando esto se da, alcanzamos un conocimiento que nos llena, que nos regocija, precisamente porque ponemos dinámicamente nuestro ser en una actitud que se corresponde con la del ser real, si es que es verdad que estamos unidos y a la vez somos distintos en virtud de nuestro ser mismo.

Leer más



Política protección de datos
Aviso legal
Mapa de la Web
Política de cookies
@2016 Editorial Ciudad Nueva. Todos los derechos reservados

ENLACES DE INTERÉS


Movimiento de los focolares

Ciutat Nuova

Economía de comunión

Red Sophia

Fundación Igino Giordani
   

CONTACTO

DÓNDE ESTAMOS