logoIntroduzca su email y recibirá un mensaje de recuperación de su contraseña






                    




articulo

La sencilla lectura de un amigo

Manuel Morales, osa


Menos mal que no todas las personas que hemos querido y admirado en este mundo se llevan a la otra vida sus secretos más hondos, su vida interior, el trabajo de Dios en sus almas. Yo no me imaginaba que Carlos Clariá, gran amigo -mío y de muchísima gente-, hubiera ido escribiendo su diario del alma con tanta fidelidad, desde que lo conocimos en España hasta prácticamente los días de su muerte (1968-2009). 

Leyéndole hoy, me vienen a la mente aquellas palabras de Chiara Lubich: “Tenemos una vida íntima y una vida externa, que son, a la vez, raíz y floración la una de la otra... La vida íntima se alimenta de la vida externa. En proporción a cuanto penetro en el hermano, tanto penetro en Dios dentro de mí; y en proporción a cuanto penetro en Dios dentro de mí, tanto penetro también en el hermano” (Escrito del 6 de septiembre de 1949).

Carlos, con su juventud y su bisoñez focolarina -llegó a España con 28 años- “penetró” enseguida en el corazón de muchos de nosotros: era el joven argentino abierto, brillante, feliz, comunicativo...Lo que desconocíamos es cómo, en esa misma medida, estaba él “penetrando” en el Dios íntimo de su corazón. Y penetraba -ahora se lo leemos agradecidos- descubriéndole con el mismo rostro que había cautivado a Chiara Lubich: el Dios Amor, el Dios de la Unidad, sí, pero en el momento más oscuro de su entrega al Padre: Jesús Crucificado y Abandonado.

Si en mi primera Mariápolis de Ávila yo entendí que llegaba a la Iglesia una gracia nueva: un amor gozoso que generaba la unidad y la presencia evidente de Dios (“Jesús en medio”, decían), también escuché allí un tema muy hondo (lo recuerdo vagamente), y se refería a la cruz; ello me garantizó la “verdad siempre antigua y siempre nueva” de la espiritualidad cristiana. Era evidente. Aquello pertenecía a la Iglesia.

Leer más



Política protección de datos
Aviso legal
Mapa de la Web
Política de cookies
@2016 Editorial Ciudad Nueva. Todos los derechos reservados
CONTACTO

DÓNDE ESTAMOS

facebook twitter instagram youtube
OTRAS REVISTAS
Ciutat Nuova