logoIntroduzca su email y recibirá un mensaje de recuperación de su contraseña






                    




articulo

Ben Barber y la idea justa

Michele Zanzucchi

En Bruselas La capital de Bélgica albergó la Jornada de la Interdependencia 2008. Premio a la memoria de Chiara Lubich.
Interdependencia... entendida como una forma de ser del mundo, y no sólo como la foto de la globalización, es una convicción que tienen los “espíritus libres”, y con sus ideas, su actividad y su vida propugnan una mundialización bien organizada. Pensemos en Gandhi, en Luther King, en Bonhoeffer, en el recientemente desaparecido W. D. Mohammed o en la misma Chiara Lubich. El politólogo Benjamin Barber –Ben para los amigos– al día siguiente del atentado a las torres gemelas propuso la “Jornada de la Interdependencia”, muy importante para la cohesión de los estados USA. La primera fue en Filadelfia en el año 2002, pero luego ha seguido una trayectoria mundial pasando por Roma, Casablanca, París, Ciudad de México... Este año ha aterrizado en Bruselas, y no por casualidad, si consideramos que últimamente se han reavivado viejas rivalidades bipolares y las armas se han dejan oír no muy lejos de aquí, reclamando una función equilibradora por parte de Europa. Con la voluntad de identificar de modo concreto esa interdependencia, a veces algo confusa, que se da en las ciudades, resultó positivo buscar los lazos entre «política y arte, entre academicismo y testimonio», como dijo uno de los fundadores de Solidarnosc, Adam Michnik. Y esa búsqueda, subrayó lord Shikhu Parekh, un gandhiano anglo-indio, «no sólo une a los exponentes religiosos, sino sobre todo a las personalidades de la sociedad civil, de la laicidad». Por su parte, Cornel West, politólogo norteamericano y conocido rostro televisivo, dijo que «la interdependencia puede quedar en mero inventario de lo que une y de lo que separa, pero no se trata de hacer estadísticas, sino de identificar lugares y acciones». Esta año, en Bruselas, ha sido recordada la figura de Chiara Lubich, que supo conjugar la idea de la interdependencia con la de la fraternidad. El premio otorgado a su memoria lo recogió Maria Voce, nueva presidenta de los Focolares, y luego se rememoró el discurso que la fundadora pronunció en la jornada de Roma, en 2004, que fue su última intervención pública. «Creo que no es casualidad –dijo Maria Voce– que éste sea mi primer discurso de rango internacional desde que he sido llamada a sustituir a Chiara, como si estuviese recogiendo de sus manos el testigo de una carrera hacia la realización de este gran proyecto». La presidenta recordó que Chiara era una «convencida amiga de la interdependencia» desde el primer momento. La idea, precisó Maria Voce, «recuerda el ideal por el que Chiara dio su vida y que el Movimiento ha hecho suyo: contribuir a realizar la fraternidad universal, mediante la cual se pone en acto la unidad de la familia humana».

Leer más



Política protección de datos
Aviso legal
Mapa de la Web
Política de cookies
@2016 Editorial Ciudad Nueva. Todos los derechos reservados
CONTACTO

DÓNDE ESTAMOS

facebook twitter instagram youtube
OTRAS REVISTAS
Ciutat Nuova
Unidad y Carismas