Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio y poder registrar el proceso de compra. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las 'cookies', puedes ver nuestra política de cookies, aquí
Política de cookies +
logorevista

Usuario
Contraseña   
Recordar contraseña
logoIntroduzca su email y recibirá un mensaje de recuperación de su contraseña






                 

Conozca
nuestros
libros
libro

Cultura de la Unidad
Noviembre - 2014


EN ESTE NÚMERO


Suscríbase si quiere tener acceso a la descarga de los pdf de todos los artículos.
Regístrese para poder descargarse dos artículos del número actual y tres de números anteriores al mes.

Transformar el dolor de la separación

Javier Rubio


Espacios de paz donde las personas separadas pueden encontrarle sentido a su dolor.

La trayectoria de Merche Gallardo y Juan Olmo en su trato con personas separadas es «una experiencia un poco especial –dicen ellos–, porque surgió del corazón y de la vida de Familias Nuevas» de los Focolares, movimiento al que pertenecen. Ocurrió hace unos años, cuando se sintieron profundamente interpelados por las personas separadas a las que atendían en el Centro de Orientación Familiar de su diócesis, personas fieles al sacramento del matrimonio y con ganas de ser activos en sus parroquias. «Les propusimos la idea de vernos como grupo para ir en profundidad, ayudarnos y poder ver y valorar los dones del Espíritu que recibimos, tratando de ser luz para otros». Por aquel entonces Familias Nuevas convocó su primer congreso internacional de separados que no se habían vuelto a unir en otra relación. Merche, en cuanto experta en el ámbito de la familia, y una de las separadas del grupo asistieron a aquel congreso, adquiriendo así «un conocimiento más profundo de esta realidad», afirma Merche. El grupo creció y se reunía una vez al mes. «Al principio –interviene Juan– no había ningún programa; sólo juntarnos para tener un espacio de paz donde las personas separadas pudieran transformar su dolor o, al menos, encontrarle un sentido, y dar respuesta a sus porqués. Teníamos que dejarnos llevar por el Espíritu Santo y que nos fuera dando pautas». «En realidad, el programa que hemos seguido –añade Merche– consiste en dar mucho tiempo a la acogida, pues así encuentran la paz y el sosiego que necesitan». Llevar adelante un grupo de personas con un trauma de separación puede asustar, pero el camino se hace al andar y no es difícil aprender a ser acogedores. «Suelen traer algo para compartir con los demás, como tartas o pasteles, que a veces hacen ellos mismos». Este preámbulo favorece las relaciones y se ha convertido en la preparación de las reuniones, de modo que luego «cuentan sus experiencias, que son muy similares, y se apoyan unos a otros en la forma de ver cada realidad que viven», dice Juan. La acogida, pues, «es fundamental; es el primer paso para el encuentro. Con ella empieza a formarse un clima realmente de familia», añade Merche. El centro de estas reuniones, por otra parte, es reflexionar sobre una frase del Evangelio y poner en común cómo cada cual la ha vivido, una práctica habitual en muchos grupos. Sólo que a diferencia de otros, aquí las experiencias de vida tienen un factor en común. «Es el momento más sagrado de todo el encuentro –dice Merche–, porque comunican sus vivencias transformadas por la Palabra de vida que han intentado poner en práctica durante todo el mes, y la profundidad de sus experiencias dejan ver lo que Dios hace en cada uno». El grupo está formado por dieciocho personas que acuden regularmente a las reuniones, pero a veces alguna viene acompañada por un conocido que comparte la condición de separado. Se trata de una variedad de personas cuyo común denominador es «el deseo de vivir la separación matrimonial dentro de la Iglesia». Y si un movimiento de la Iglesia los acoge, como en este caso Familias Nuevas, «ellos se sienten dentro de la Iglesia». Siempre aparece alguien nuevo con la carga de su propia historia de fracaso y desolación, y el grupo lo acoge con tanto cariño y apertura que no pueden dejar de sentirse queridos y respetados, tal y como ellos mismos dicen. «En una ocasión –cuenta Juan–, hablando de lo que había dicho el papa Francisco sobre “ir a las periferias” a buscar a los mas débiles, nos preguntamos qué teníamos que hacer nosotros. Y la respuesta inmediata fue la de ir en busca de los que están en la misma situación». Y así ha sido: salir a buscar a otros separados e invitarlos al grupo para que se sientan acogidos y acompañados. A lo largo de los años Merche y Juan han conocido a muchas personas. «En general –comenta Merche– dicen que han encontrado un espacio de paz y libertad. Otros comentan que los encuentros son un respiro dentro de tanto sufrimiento, que les ayudan a vivir mejor y a ver las cosas de otra manera, de una forma que por sí solos no habrían logrado». El curso pasado algunos componentes del grupo asistieron a otro congreso internacional de separados organizado por Familias Nuevas en Castelgandolfo (Roma). «Fue algo especial para los que fueron – dice Juan–, algo que les ha cambiado el corazón y les ha dado luz para saber cómo ser “puro amor” en la relación con sus hijos e incluso con su cónyuge». Y a la vuelta, cuando tuvieron ocasión de compartir su experiencia con los demás, el entusiasmo y la alegría hizo vibrar el corazón de todos.


Deja aquí tu comentario


Introduce los caracteres que ves en la imagen

Numeros aleatorios Recargar imagen





BUSCADOR
¡¡La búsqueda no ha producido resultados!!
Modos de acceso

De forma gratuita


Acceso a cinco artículos cada mes: dos de la revista del mes en curso y tres de revistas anterior, a su elección
logoIntroduzca los datos para el registro












Suscripción


Recepción de la revista en papel en su domicilio y acceso online a todos los artículos de las revistas

Solicitud de suscripción a la revista Ciudad Nueva


Rellene el siguiente formulario cumplimentando todos los datos solicitados.



Nombre


Apellidos


Dirección


Código Postal


Población




Teléfono de contacto


E-mail



Contraseña



Repita Contraseña



Suscripción anual:
España: 47 €
Otros países: 57 €

Otras suscripciones anuales:
Colaborador: 60 €
España, 5 revistas: 180 €


Forma de pago
Domiciliación bancaria
Giro Postal
Transferencia
Paypal
Pago con tarjeta


Comentario



Acepto los siguientes términos y condiciones: En cumplimiento de lo establecido en el art. 5 de la Ley Orgánica 15/1999, de 13 de diciembre de Protección de Datos de Carácter Personal, procedemos a informarle de que sus datos serán incorporados a un fichero informatizado de datos personales con fines comerciales y promocionales, incluida la publicidad por medios electrónicos que puedan ser de su interés, cuyo responsable es Editorial Ciudad Nueva con domicilio en José Picón, 28 - 28028 Madrid y tiene derecho de acceso, rectificación, cancelación y oposición de los datos que sobre usted figuren en el mismo.


Su solicitud de suscripción ha sido enviada.
Nos pondremos en contacto con usted
Muchas gracias

Enviaremos tres ejemplares a su dirección para que conozca la revista

Conozca la revista Ciudad Nueva


Rellene el siguiente formulario cumplimentando todos los datos solicitados para que podamos enviarle tres ejemplares de la revista a su dirección .



Nombre


Apellidos


Dirección


Código Postal


Población


Provincia


País


Teléfono de contacto


E-mail



Comentario




Recomiende la revista Ciudad Nueva


Rellene el siguiente formulariocon los datos de la persona a la que quiere que le enviemos tres ejemplares de la revista para que la conozca .



Nombre


Apellidos


Dirección


Código Postal


Población


Provincia


País


Teléfono de contacto


E-mail



Comentario








Editorial Ciudad Nueva
C/ José Picón, 28
28028 Madrid (España)
Aviso legal
Mapa de la Web
Política de cookies
@2015 Editorial Ciudad Nueva. Todos los derechos reservados
facebook