Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio y poder registrar el proceso de compra. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las 'cookies', puedes ver nuestra política de cookies, aquí
Política de cookies +
logorevista

Usuario
Contraseña   
Recordar contraseña
logoIntroduzca su email y recibirá un mensaje de recuperación de su contraseña






                 

Conozca
nuestros
libros
libro

Cultura de la Unidad
Abril - 2008


EN ESTE NÚMERO


Suscríbase si quiere tener acceso a la descarga de los pdf de todos los artículos.
Regístrese para poder descargarse dos artículos del número actual y tres de números anteriores al mes.

María y su Obra

Alba Sgariglia


Maternidad universal “Completamente revestida de la Palabra”: así ve Chiara a la Madre de Dios. Un puente y una cumbre, un modelo al que imitar.

Entre las muchas intuiciones de Chiara sobre las realidades de la fe, resaltan de manera especial las que se refieren a María. Son intuiciones que, desde los albores, han tenido mucho que ver con la forma en se ha plasmado una Obra que significativamente lleva el nombre de Obra de María. La primera intuición se remonta a 1939 en Loreto, justo en la “casa” de María que se custodia en el santuario dedicado a ella, cuando Chiara intuye que una multitud de vírgenes la iba a seguir. Pocos años después, en Trento, empezaron a delinearse con más precisión los lazos entre María y el Movimiento. Con su vida en constante peligro por el recrudecerse de la guerra, Chiara percibe el sufrimiento de no poder volver a repetir el Avemaría: como comprenderá más tarde, en esta oración está prefigurada la futura obra que lleva su nombre. Pero es durante un periodo “iluminador” de la historia del movimiento, en 1949, cuando Chiara penetra de manera especial en la realidad de María y consiguientemente en su obra. En efecto, es entonces cuando María se le manifiesta completamente impregnada de Palabra de Dios, toda “revestida” de ella, y por tanto incomparablemente hermosa, lo cual suscita en su corazón una fuerte atracción y un amor novísimo por ella. Y por este amor ella se revela en su inefable grandeza: como Madre de Dios, Theotokos. Es una comprensión completamente nueva de este misterio. Si antes se veía a María frente a Cristo como la luna frente al sol, ahora se manifiesta como un “enorme cielo azul que contiene el sol”. Aunque contenida en la Trinidad, ella contiene de un modo especial, a causa del Hijo, a Dios mismo, a la Trinidad misma. En aquellos años la comprensión de la realidad de María se despliega en otra dimensión de su misterio: su desolación a los pies de la cruz, donde participa con inefable intensidad en el abandono que siente su Hijo, el cual la priva de él y la orienta hacia otra maternidad: “Mujer, ahí tienes a tu hijo” (Jn 19, 26). Así pues, María no sólo está llamada a perder a Jesús, sino a acoger a otro en su lugar. Y por esta extrema renuncia se convierte en madre nuestra, adquiere la maternidad de innumerables hombres, se convierte en modelo de esa maternidad universal a la que Chiara siente que está llamada con toda la Obra. Contemplando tanta grandeza y belleza en María, la “Madre del Amor Hermoso”, la “Hija por excelencia del Padre”, la “Mujer de amor”, se ha ido perfilando cada vez más su ejemplaridad característica en relación con el Movimiento y con todos sus miembros. En ella reconocen su modelo, su “deber ser”; y todos son el “poder ser” de ella. Entonces Chiara comprende que el designio de Dios sobre el Movimiento es vivir como María. Incluso revivir, en cierto modo, a María. Lo confirma un singular episodio cuyo relato es una conocida meditación de Chiara (ver recuadro) En estos años en que el Movimiento se ha difundido ampliamente hasta los ámbitos más variados de la sociedad, nos parece que se ha hecho manifiesta esta maternidad espiritual que María ha donado a Chiara y que le ha permitido contribuir a que salga a la luz su perfil en la Iglesia. Éste es el designio que el Movimiento lleva en sí y que Chiara ha querido sellar en sus estatutos, en donde se lee que la Obra “desea ser, en la medida de lo posible, una presencia en la Tierra y casi una continuación de ella”. Éste es el designio que hemos visto componerse como respuesta a la oración dirigida a María que brotó un día del corazón de Chiara y que le pedía que se formara “una familia en la tierra de hijos e hijas completamente como ella”.


Deja aquí tu comentario


Introduce los caracteres que ves en la imagen

Numeros aleatorios Recargar imagen





BUSCADOR
¡¡La búsqueda no ha producido resultados!!
Modos de acceso

De forma gratuita


Acceso a cinco artículos cada mes: dos de la revista del mes en curso y tres de revistas anterior, a su elección
logoIntroduzca los datos para el registro












Suscripción


Recepción de la revista en papel en su domicilio y acceso online a todos los artículos de las revistas

Solicitud de suscripción a la revista Ciudad Nueva


Rellene el siguiente formulario cumplimentando todos los datos solicitados.



Nombre


Apellidos


Dirección


Código Postal


Población




Teléfono de contacto


E-mail



Contraseña



Repita Contraseña



Suscripción anual:
España: 47 €
Otros países: 57 €

Otras suscripciones anuales:
Colaborador: 60 €
España, 5 revistas: 180 €


Forma de pago
Domiciliación bancaria
Giro Postal
Transferencia
Paypal
Pago con tarjeta


Comentario



Acepto los siguientes términos y condiciones: En cumplimiento de lo establecido en el art. 5 de la Ley Orgánica 15/1999, de 13 de diciembre de Protección de Datos de Carácter Personal, procedemos a informarle de que sus datos serán incorporados a un fichero informatizado de datos personales con fines comerciales y promocionales, incluida la publicidad por medios electrónicos que puedan ser de su interés, cuyo responsable es Editorial Ciudad Nueva con domicilio en José Picón, 28 - 28028 Madrid y tiene derecho de acceso, rectificación, cancelación y oposición de los datos que sobre usted figuren en el mismo.


Su solicitud de suscripción ha sido enviada.
Nos pondremos en contacto con usted
Muchas gracias

Enviaremos tres ejemplares a su dirección para que conozca la revista

Conozca la revista Ciudad Nueva


Rellene el siguiente formulario cumplimentando todos los datos solicitados para que podamos enviarle tres ejemplares de la revista a su dirección .



Nombre


Apellidos


Dirección


Código Postal


Población


Provincia


País


Teléfono de contacto


E-mail



Comentario




Recomiende la revista Ciudad Nueva


Rellene el siguiente formulariocon los datos de la persona a la que quiere que le enviemos tres ejemplares de la revista para que la conozca .



Nombre


Apellidos


Dirección


Código Postal


Población


Provincia


País


Teléfono de contacto


E-mail



Comentario








Editorial Ciudad Nueva
C/ José Picón, 28
28028 Madrid (España)
Aviso legal
Mapa de la Web
Política de cookies
@2015 Editorial Ciudad Nueva. Todos los derechos reservados
facebook