Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio y poder registrar el proceso de compra. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las 'cookies', puedes ver nuestra política de cookies, aquí
Política de cookies +
logorevista

Usuario
Contraseña   
Recordar contraseña
logoIntroduzca su email y recibirá un mensaje de recuperación de su contraseña






                 

Conozca
nuestros
libros
libro

Editorial
Julio - 2013


EN ESTE NÚMERO


Suscríbase si quiere tener acceso a la descarga de los pdf de todos los artículos.
Regístrese para poder descargarse dos artículos del número actual y tres de números anteriores al mes.

Vacaciones en tiempos de crisis

CN


Ciertas palabras evocan imágenes y sensaciones con sólo pronunciarlas. Es el caso de «vacaciones».

Ciertas palabras evocan imágenes y sensaciones con sólo pronunciarlas. Es el caso de «vacaciones». Solemos concebir el largamente anhelado período vacacional como algo idílico, y en él depositamos muchas expectativas. Desde el punto de vista laboral, las vacaciones sirven para deshacernos de la tensión acumulada a lo largo del año, y en el plano espiritual son una pausa necesaria para centrarse en lo esencial y no ser arrastrados por lo accesorio. Las vacaciones, por tanto, pueden ser un tiempo privilegiado para recordar que no vivimos sólo de trabajo, estudio, preocupaciones, o de las actividades que cubren nuestros intereses y necesidades materiales, sino que necesitamos dedicar tiempo a nuestra interioridad, a recobrar fuerzas y a recuperar nuestra relación con la naturaleza. Y sobre todo son una ocasión especial para reforzar ese entramado de relaciones en que se desarrolla nuestra vida personal, en especial los vínculos familiares. Cuando son fruto de un amor mutuo y de una mirada positiva y constructiva, esas relaciones tienen el poder de “re-crearnos”, “re-ligarnos” y, en cierto sentido, hacernos renacer. El hecho de que muchos no tengan posibilidad de salir de vacaciones, a menudo por motivos económicos, no impide vivirlas de esta manera, aun quedándose en el lugar de residencia habitual. Es un desafío posible en tiempos de crisis que se puede superar cambiando las rutinas por otras no impuestas: paseos, actividad física, juegos de mesa, ver películas con otros miembros de la familia, disfrutar de la buena música, cantar o reír nos pueden ayudar a transitar por los mismos lugares de siempre con ojos renovados. Vacación significa también estar libre y disponible. Para ello debemos “vaciarnos” de nosotros mismos para liberarnos y dedicarles a los demás miembros de la familia ese tiempo “de calidad” del que no disponemos a lo largo del año. Lograrlo en esta época nuestra de hipercomunicación exige proponérselo firmemente, lo que puede suponer usar con este criterio móvil, ordenador y correo electrónico para evitar que sean permanentes tenttaciones de activismo. Las vacaciones las esperamos todo el año, por eso mismo debemos aprovecharlas en todas sus dimensiones. La crisis que afrontamos como sociedad es tan áspera que dan ganas de salir corriendo, pero hay que detenerse para hallar la serenidad y ajustar el rumbo. De ahí la necesidad de alimentar nuestra interioridad para poder aportar nuestro grano de arena a sanar la sociedad. CN


Deja aquí tu comentario


Introduce los caracteres que ves en la imagen

Numeros aleatorios Recargar imagen





BUSCADOR
¡¡La búsqueda no ha producido resultados!!
Modos de acceso

De forma gratuita


Acceso a cinco artículos cada mes: dos de la revista del mes en curso y tres de revistas anterior, a su elección
logoIntroduzca los datos para el registro












Suscripción


Recepción de la revista en papel en su domicilio y acceso online a todos los artículos de las revistas

Solicitud de suscripción a la revista Ciudad Nueva


Rellene el siguiente formulario cumplimentando todos los datos solicitados.



Nombre


Apellidos


Dirección


Código Postal


Población




Teléfono de contacto


E-mail



Contraseña



Repita Contraseña



Suscripción anual:
España: 47 €
Otros países: 57 €

Otras suscripciones anuales:
Colaborador: 60 €
España, 5 revistas: 180 €


Forma de pago
Domiciliación bancaria
Giro Postal
Transferencia
Paypal
Pago con tarjeta


Comentario



Acepto los siguientes términos y condiciones: En cumplimiento de lo establecido en el art. 5 de la Ley Orgánica 15/1999, de 13 de diciembre de Protección de Datos de Carácter Personal, procedemos a informarle de que sus datos serán incorporados a un fichero informatizado de datos personales con fines comerciales y promocionales, incluida la publicidad por medios electrónicos que puedan ser de su interés, cuyo responsable es Editorial Ciudad Nueva con domicilio en José Picón, 28 - 28028 Madrid y tiene derecho de acceso, rectificación, cancelación y oposición de los datos que sobre usted figuren en el mismo.


Su solicitud de suscripción ha sido enviada.
Nos pondremos en contacto con usted
Muchas gracias

Enviaremos tres ejemplares a su dirección para que conozca la revista

Conozca la revista Ciudad Nueva


Rellene el siguiente formulario cumplimentando todos los datos solicitados para que podamos enviarle tres ejemplares de la revista a su dirección .



Nombre


Apellidos


Dirección


Código Postal


Población


Provincia


País


Teléfono de contacto


E-mail



Comentario




Recomiende la revista Ciudad Nueva


Rellene el siguiente formulariocon los datos de la persona a la que quiere que le enviemos tres ejemplares de la revista para que la conozca .



Nombre


Apellidos


Dirección


Código Postal


Población


Provincia


País


Teléfono de contacto


E-mail



Comentario








Editorial Ciudad Nueva
C/ José Picón, 28
28028 Madrid (España)
Aviso legal
Mapa de la Web
Política de cookies
@2015 Editorial Ciudad Nueva. Todos los derechos reservados
facebook