Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio y poder registrar el proceso de compra. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las 'cookies', puedes ver nuestra política de cookies, aquí
Política de cookies +
logorevista

Usuario
Contraseña   
Recordar contraseña
logoIntroduzca su email y recibirá un mensaje de recuperación de su contraseña






                 

Conozca
nuestros
libros
libro

Editorial
Enero - 2012


EN ESTE NÚMERO


Suscríbase si quiere tener acceso a la descarga de los pdf de todos los artículos.
Regístrese para poder descargarse dos artículos del número actual y tres de números anteriores al mes.

Destacar los motivos de esperanza

Eduardo Ortubia


Dar un rostro más humano a la crisis y subrayar lo que ya se está haciendo para construir una sociedad más fraterna.

No nos gusta una Unión Europea a dos velocidades. En cualquier caso, la “unión fiscal” de la que tanto se habló a principios de diciembre y para la que se ha convocado una cumbre europea el 30 de enero es un proyecto a medio plazo, complicado, que no resuelve las actuales emergencias. El problema es el euro, una moneda sin Estado (mejor dicho, demasiados Estados con políticas económicas distintas) y sobre todo sin una guía política. No olvidemos que después de casi veinte años del Tratado de Maastricht, el euro sigue siendo un proyecto inacabado y lejano de esa visión integradora que llevó a crearlo. La moneda única era un elemento de un proyecto más amplio, casi federal, de Europa; proyecto al que los gobiernos europeos prácticamente ya han renunciado. Por consiguiente, ahora tenemos que vérnoslas con un instrumento de soberanía compartida, mientras muchos vuelven a albergar la ilusión de la soberanía nacional. La paradoja es que lo que ya se considera una utopía –una política económica única, al menos para la eurozona–, representaría precisamente la única medida realista para salvar no sólo la moneda única, sino tal vez la Unión Europea misma. Pero hay otra cuestión importante que se va abriendo paso: la tentación de crear una Europa “central” y una Europa “marginal” no sólo en términos geográficos (los estados en crisis más profunda son los “periféricos”) sino a la hora de tomar decisiones. Parece que las cuestiones más importantes sólo las tratan unos cuantos países, y además fuera de las instituciones europeas, algo que habría que evitar. Lo último que necesitamos es una Europa desigual, asimétrica, polarizada, es decir, lo contrario de la razón de ser política e institucional de la Unión Europea. La crisis económica que afecta a Occidente tiene una raíz profunda; es una crisis espiritual, social, de motivaciones. Si Europa no es capaz de superar su falta de entusiasmo y de ganas de vivir, ninguna maniobra financiera será capaz de sacarla del atolladero. Antes que los gobiernos y las instituciones, la economía la mueven la pasión y los ideales de los ciudadanos, que hoy deben expresarse en un nuevo humanismo que responda al nihilismo consumista con valores capaces de dar esperanza y felicidad individual y social. En esta línea, el ideal de unidad que alimenta el Movimiento de los Focolares tendrá varios momentos fuertes en el nuevo año que empieza. Con el objetivo de dar visibilidad a lo positivo que los movimientos y asociaciones de distintas Iglesias cristianas están realizando ya, el próximo mes de mayo tendrá lugar la tercera edición de «Juntos por Europa», de la que hablamos en este número. Por otro lado, jóvenes, adolescentes y niños de todo el mundo también mostrarán su deseo de construir un mundo más unido y los esfuerzos que ya están realizando en ese sentido en sendas manifestaciones –Genfest y Run4Unity– de las que nos haremos eco. En un mundo de crisis globalizada, estos eventos pretenden dar un rostro más humano a esta crisis y subrayar lo que ya se está haciendo para construir una sociedad más fraterna. Se trata de poner una nota de esperanza. 2012 será un año difícil, en el que sentiremos en nuestras carnes más que en años pasados las consecuencias de la crisis. Pero como ocurre con todas las crisis individuales y colectivas, es en estos momentos en los que tenemos que recurrir a nuestras energías más recónditas para salir airosos y, esperemos, mejores.


Deja aquí tu comentario


Introduce los caracteres que ves en la imagen

Numeros aleatorios Recargar imagen





BUSCADOR
¡¡La búsqueda no ha producido resultados!!
Modos de acceso

De forma gratuita


Acceso a cinco artículos cada mes: dos de la revista del mes en curso y tres de revistas anterior, a su elección
logoIntroduzca los datos para el registro












Suscripción


Recepción de la revista en papel en su domicilio y acceso online a todos los artículos de las revistas

Solicitud de suscripción a la revista Ciudad Nueva


Rellene el siguiente formulario cumplimentando todos los datos solicitados.



Nombre


Apellidos


Dirección


Código Postal


Población




Teléfono de contacto


E-mail



Contraseña



Repita Contraseña



Suscripción anual:
España: 47 €
Otros países: 57 €

Otras suscripciones anuales:
Colaborador: 60 €
España, 5 revistas: 180 €


Forma de pago
Domiciliación bancaria
Giro Postal
Transferencia
Paypal
Pago con tarjeta


Comentario



Acepto los siguientes términos y condiciones: En cumplimiento de lo establecido en el art. 5 de la Ley Orgánica 15/1999, de 13 de diciembre de Protección de Datos de Carácter Personal, procedemos a informarle de que sus datos serán incorporados a un fichero informatizado de datos personales con fines comerciales y promocionales, incluida la publicidad por medios electrónicos que puedan ser de su interés, cuyo responsable es Editorial Ciudad Nueva con domicilio en José Picón, 28 - 28028 Madrid y tiene derecho de acceso, rectificación, cancelación y oposición de los datos que sobre usted figuren en el mismo.


Su solicitud de suscripción ha sido enviada.
Nos pondremos en contacto con usted
Muchas gracias

Enviaremos tres ejemplares a su dirección para que conozca la revista

Conozca la revista Ciudad Nueva


Rellene el siguiente formulario cumplimentando todos los datos solicitados para que podamos enviarle tres ejemplares de la revista a su dirección .



Nombre


Apellidos


Dirección


Código Postal


Población


Provincia


País


Teléfono de contacto


E-mail



Comentario




Recomiende la revista Ciudad Nueva


Rellene el siguiente formulariocon los datos de la persona a la que quiere que le enviemos tres ejemplares de la revista para que la conozca .



Nombre


Apellidos


Dirección


Código Postal


Población


Provincia


País


Teléfono de contacto


E-mail



Comentario








Editorial Ciudad Nueva
C/ José Picón, 28
28028 Madrid (España)
Aviso legal
Mapa de la Web
Política de cookies
@2015 Editorial Ciudad Nueva. Todos los derechos reservados
facebook